Curiosidades

  • En los alrededores del pueblo existen areneros y canteras, explotados de forma particular de los que se obtiene materia prima muy apreciada en la zona.
  • En Quintanilla se conservan varias casonas hidalgas dignas de contemplar.

 

 

  • La antigua “casa del cura” estaba situada en  un antiguo edificio del siglo XVIII que ha sido recientemente restaurado manteniendo su estructura original y con ello su encanto de piedra y madera. Actualmente se ha reconvertido en hotel y su nombre es La Posada de Campoo.
  • En este pueblo hubo un Sanatorio, actualmente el edificio en el que estaba ubicado se ha convertido en viviendas particulares pero sigue conociéndose con el mismo nombre de “Sanatorio”. Está situado en el Barrio de La Estación.

 

  • A la entrada del pueblo desde la carretera de Santander, después de la Guerra Civil, existió una tejera y tejeros gallegos venían a trabajar en ella.
  • El pueblo tiene su propio consultorio médico donde personal sanitario recibe a los pacientes varios dias a la semana.

  • En una casa de la localidad se conserva una antigua placa que hace referencia a los tiempos en los que el Ayuntamiento estaba en la cercana localidad de Villarén.