Comunicado sobre Aridos Aguilar

Los miembros de la Corporación del Ayuntamiento de Pomar de Valdivia, queremos denunciar el acoso al que desde hace mucho tiempo está siendo sometido nuestro Ayuntamiento por parte de la empresa Áridos Aguilar.

Nos vemos obligados a salir al paso de las múltiples acusaciones que se están realizando continuamente sobre nosotros y nuestro trabajo en el Ayuntamiento, con la intención de evitar que se siga manipulando a la opinión pública.

La empresa Áridos Aguilar, comenzó a trabajar en este Término Municipal, desde el año 2004, con un proyecto de explotación de unas once hectáreas, propiedad particular de las Juntas Vecinales, con unas reservas garantizadas para 29 años.

Sorprendentemente, en el año 2007, la empresa solicitó una nueva licencia para ampliación del proyecto inicial de ocho parcelas, con una superficie aproximada de dieciséis hectáreas, propiedad de particulares, alegando el agotamiento de las reservas garantizadas inicialmente. Dicha licencia fue denegada por la Alcaldía, ante el incumpliendo, impuesto por la  Junta de Castilla y León, de la obligación de restaurar perfectamente el 75% de la explotación inicial. La empresa denunció, ante el Juzgado de lo Contencioso Administrativo de Palencia, la resolución adoptada, y el Juzgado dictó sentencia favorable al Ayuntamiento, por ser conforme a derecho.

Ante la resolución desfavorable para los intereses de Aridos Aguilar, en febrero de 2011, solicitó nueva licencia, para tres de las ocho parcelas. Esta solicitud de licencia tuvo que ser desestimada y archivada, en noviembre de 2011, ante el empecinamiento de la empresa de no presentar la documentación necesaria y requerida en innumerables ocasiones. Aún desconocemos la causa de no presentar dicha documentación, pues en una reunión que mantuvimos entre la propiedad y la Corporación Municipal, admitieron sin problemas que, si ellos quisieran, les llevaría una tarde preparar la citada documentación.

Seguidamente, Aridos Aguilar, una vez realizada y justificada la restauración, volvió a solicitar la licencia primitiva de ocho parcelas, habiendo transcurrido cuatro años desde su solicitud inicial, por incumplimientos medioambientales, estando actualmente, dicha licencia, en trámite de publicación.

Durante todo este proceso, desde el Ayuntamiento intentamos por todos los medios a nuestro alcance resolver la situación tratando el asunto entre la empresa, los trabajadores y los agricultores propietarios implicados, no solo nunca nos hemos negado a hablar con la Empresa, ni con los trabajadores, sino que hemos intentado llevar a cabo reuniones insistiendo, eso sí, en que estuvieran presentes todas las partes implicadas, especialmente los trabajadores, llegando incluso a concretar día y hora, comprobando con incredulidad y decepción como a dicha cita no se presentó nadie por parte de la Empresa ni de los trabajadores.

Hemos escuchado en numerosas ocasiones a los trabajadores y soportado faltas de respeto que disculpamos debido a la difícil situación que están atravesando y de la que nos quieren responsabilizar injustamente.

Se han mantenido reuniones con la Empresa en las que aparentemente se llegaba a un acuerdo, que a pesar de no cumplir, tergiversaron de cara a sus empleados y a la opinión pública, por lo que nos hemos sentido en numerosas ocasiones utilizados y engañados.

Queremos reiterarnos en que las decisiones tomadas lo han sido siempre conforme a la ley, nunca de manera injusta y arbitraria como repetidamente se nos acusa y muchas veces, en contra de nuestro deseo, prolongadas excesivamente en el tiempo debido a los numerosos procesos judiciales que Áridos Aguilar ha interpuesto en nuestra contra.

No podemos consentir por más tiempo la forma en que se está utilizando el nombre de nuestro Ayuntamiento y el de miembros de la Corporación, cuando en lo referente al tema de Áridos Aguilar, todas las decisiones se han tomado de manera conjunta por parte de todos los Concejales, con lo que nos parece totalmente injusto y vergonzoso que se particularice el asunto en personas concretas.
Desmentimos total y absolutamente que exista animadversión personal, ni mucho menos enemistad manifiesta,  hacia esta o cualquier otra empresa de nuestro Municipio sino todo lo contrario, siendo uno de nuestros principales intereses favorecer la instalación de la industria y apoyar la creación de empleo.

El asunto está causando un gravísimo perjuicio a todos los vecinos del Ayuntamiento de Pomar de Valdivia, un elevado coste económico, ya que nos hemos visto obligados a defendernos de la multitud de juicios procedentes de las numerosas demandas de las que estamos siendo objeto y una saturación administrativa que nos impide dedicarnos a cualquier otro asunto de interés para nuestros vecinos, convirtiéndose éstos por partida doble en injustas victimas. Dicho asunto supone un gravísimo problema al tratarse de un Ayuntamiento con escasos recursos económicos y humanos, doliéndonos enormemente sufrir esta situación de derroche, cuando nuestros esfuerzos han ido siempre orientados a la maximización de los medios de que disponemos.

Por último desde aquí nos ofrecemos a poner en conocimiento de cualquier persona que lo solicite toda la información de la que el Ayuntamiento dispone y aclarar cualquier duda que pueda surgir como lo hemos hecho hasta ahora con cualquier interesado. Lo que no queremos es entablar una batalla dialéctica con la empresa, como ellos han pretendido hacer siempre, mostrando una información parcial con el objeto de manipular a la opinión pública, la cual nos merece un gran respeto.